lunes, 15 de enero de 2018

Reseña: Ferals

Ferals. Cuervo
Ferals 1
Jacob Grey
Editorial: Destino Infantil & Juvenil

Sinopsis de Ferals. Cuervo: Una amenaza siniestra. Una ciudad en peligro. Un chico con el poder de controlar a los cuervos. Antes, Blackstone era una ciudad próspera. Pero después llegó el Verano Oscuro - una ola de crimen y violencia que sacudió la ciudad hace 8 años, orquestada por el aterrador Spinning Man. Ahora Spinning Man ha vuelto a entrar en acción y un chico llamado Caw está a punto de caer en sus redes. Caw nunca ha cuestionado su habilidad para comunicarse con los cuervos. Pero cuando se avecina la amenaza de un nuevo Verano Oscuro, Caw descubrirá el mundo secreto de los Ferals, personas con el poder de hablar y controlar a los animales. Caw es uno de ellos y para salvar su ciudad deberá desarrollar rápidamente habilidades que nunca imaginó que tenía.

Reseña:Reseña “Ferals. Cuervo”: La historia nos presenta a Craw, un niño de trece años que cuenta con una habilidad muy peculiar y es la de comunicarse con los cuervos.

Craw vive solo, en un parque, con sus tres cuervos, cada cual más diferente del otro, con personalidades muy dispares, alguno más alocado, otro más cascarrabias o misterioso, como el cuervo blanco, el que es más anciano y que cuando habla, sólo aporta más misterio a la vida de Craw.
Craw intenta sobrevivir alimentándose de lo que encuentra en los contenedores, a la vez que no puede dejar de observar a una familia, la de Lydia, quien se convertirá en su gran amiga cuando gracias a a Craw y sus cuervos, salva a su padre.
Craw no recuerda nada de sus primeros años o de donde vino. En ocasiones tiene sueños en los que ve a sus padres e incluso como estos lo lanzaron por una ventana, momento en el que tuvo su primer encuentro con los cuervos, ya que impidieron que se estrellase con el suelo. Y en esos sueños, esos recuerdos, donde Craw ha visto a un hombre con una extraña araña tatuada, la misma de uno de los presos que ha escapado de la prisión e intentó matar al padre de Lydia.
Junto a Lydia comienzan a investigar que puede significar esa araña y es ahí cuando empiezan sus verdaderos problemas. La bibliotecaria que les ayuda a buscar el origen del dibujo de la araña aparece horriblemente muerta con una tela de araña en la boca.
Craw está en verdaderos líos, la policía lo busca, el padre de Lydia no le resulta de ayuda y aún le queda mucho por aprender… pues no es nada más ni nada menos que un ferals, una persona capaz de hablar con los animales, en su caso, los cuervos.
Una aventura de rápida lectura, con dosis de misterio, acción y aventura. El mundo de los ferals donde además de Craw, conoceremos a otros personajes capaces de interactuar con otros animales: ratones, palomas, arañas, serpientes y muchos más.